¿Por qué no lo sabía?

[Total:0    Promedio:0/5]

Estás un día en el bar con un grupo de amigos y pedís café. Junto al café el camarero os ha dejado un azucarillo alargado, tú lo agitas antes de abrirlo y luego lo rompes por un extremo para volcarlo en el café. Entonces en ese crucial momento es cuando uno de tus amigos grita: ¡así no se abre el azucarillo! ¿no sabes que su inventor se suicido por eso?

¿Te suena esta historia? Si no es así te la resumo. Cuenta una leyenda urbana que quien inventó los azucarillos alargados los creó con la intención de que se partiesen por la mitad y así no se desperdiciara nada de azúcar. Nadie le hizo caso, esto le llevo a la desesperación y a quitarse la vida.

¡No te asustes por esta triste historia! Es falsa, nada más lejos de la realidad. Si quieres saber más sobre el inventor del azucarillo te dejo un enlace aquí

He de decir que yo soy la amiga que siempre cuenta esta historia, me hace parecer guay supongo.

Llegado a este punto pensarás que por qué te cuento esto. La razón es que esta leyenda sirve para preguntarse ¿qué falló en el diseño? Vale, tienes una idea buenísima, algo revolucionario y que te daría mucha pasta, hasta ahí perfecto. Pero si es tan genial ¿por qué nadie sabe usarlo de la manera en la que se creó?

Te daré la clave: el fallo está en la comunicación entre inventor y consumidor.

Por mucho que una idea sea genial si no sabes comunicarla lo más probable es que fracase, puede que siga sirviendo pero ya no sea tan guay como la idea original. Llegamos a la segunda pregunta ¿cómo hubiera podido comunicar a los consumidores la manera correcta de usar su producto? Pues a mí por ejemplo se me ocurre que en la mitad del paquete podían haberse dibujado unas líneas discontinuas o simplemente indicar “abrir por aquí”. Seguramente haya formas mejores que las que he dicho para indicarlo, pero parece algo obvio y fácil ¿no?

Pero si es tan fácil ¿por qué tantas empresas se olvidan de comunicar bien el uso de sus productos? Porque no invierten lo necesario para que expertos comuniquen visualmente bien sus ideas. Actualmente existen muchísimos diseñadores gráficos, un término que hace años sonaba a chino y que aún sigue sonando así para muchos. Pero los diseñadores gráficos son las personas que cubren precisamente esta necesidad que comparten la mayoría de empresas. La necesidad de comunicar visualmente sus ideas. No crean logotipos y ya está, crean identidades de marca, hacen que los consumidores compren por el diseño, desarrollan filosofías de empresa, explican conceptos, etc.

En los últimos días nos hemos vuelto crazy descubriendo que las grapadoras tienen un compartimento secreto para guardar grapas. Y a raíz de esta revelación divina han ido apareciendo más objetos cotidianos con secretos ocultos.

He escrito este post para decirte que no te fustigues pensando que tienes la inteligencia del tamaño de una nuez por no conocer estos secretos, que la culpa no es tuya. El problema fue que la comunicación inventor-consumidor falló. Y, a pesar de ello, estos genios siguieron tan ricamente con sus vidas, a lo mejor tuvieron algún momento de tristeza porque nadie les entendía pero su vida no corrió peligro. Menos mal.

¡Ah! y si no valorabas a los diseñadores gráficos, empieza a hacerlo. Es una orden.

Te dejo una lista de descubrimientos para que te entretengas.

 

grapadora

Hilo

Exprimidor

Pantalones

Entradas creadas 11

2 pensamientos en “¿Por qué no lo sabía?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba